Encla 2014 revela caída de la subcontratación y aumento de los contratos indefinidos y de la rotación laboral
15.01.2016

Octava versión de la única encuesta laboral en el país reveló cambios positivos en las condiciones laborales en los últimos cuatro años, aunque subsisten ámbitos de precariedad en desmedro de los trabajadores.


Una consolidación favorable de fenómenos relevantes para los trabajadores y de la percepción de los empresarios sobre su propia realidad muestran los resultados de la Encla 2014, única encuesta laboral en el país realizada cada dos años por la Dirección del Trabajo y que esta vez abarcó a un universo de 3.300 empresas con más de 5 trabajadores, el mayor entre las ocho versiones de este estudio.

Los resultados del estudio fueron divulgados y debatidos en una jornada efectuada en el Edificio Bicentenario y a la que asistieron máximas autoridades del mundo del trabajo, como la ministra Ximena Rincón, el subsecretario Francisco Díaz, el director zonal de la OIT, Fabio Bertranou, la presidenta de la CUT, Bárbara Figueroa, el gerente general de la CPC, Fernando Alvear y altas autoridades de la Dirección del Trabajo, como su director Christian Melis, su subdirector Rafael Pereira y el jefe del Departamento de Estudios, Jorge Salinero, entre otros.

Durante la exposición de los resultados se hizo ver que, sin embargo, este clima alentador en algunos ámbitos de las relaciones laborales está inserto en un contexto global desfavorable para los trabajadores puesto que entre 2011 (año de la encuesta anterior) y 2014 persisten la poca capacitación y bajas tasas de sindicalización y negociación colectiva, lo que marcha a la par con un aumento de la conflictividad.

En lo positivo, un primer resultado es la percepción de los empresarios encuestados sobre su propia realidad, puesto que el año 2014 cuatro de cada 10 estimó que su desempeño económico fue mejor o mucho mejor que el año anterior. Asimismo, más de la mitad de ellos cree que la suya está sobre el promedio de las empresas de similar tamaño. Esta proporción ha sido consistente a lo largo de las últimas Enclas.

Para la ministra del Trabajo y Previsión Social, Ximena Rincón, “estas apreciaciones surgidas del propio empresariado demuestran que el país tiene herramientas sólidas para enfrentar las dificultades económicas que nos ha causado en los últimos meses la coyuntura internacional”.

En materia de externalización, la subcontratación bajó del 37,8% al 17,6% en empresas de todos los tamaños. Sin embargo, se mantiene el 10% de trabajadores subcontratados, lo que revela que menos empresas subcontratan, pero lo hacen por un mayor número de trabajadores. A la vez, mientras en el 2011 el 66% de los trabajadores subcontratados era en otras actividades y solo el 34% en la principal, en el 2014 hay una reversión porque el 64% son subcontratados en la actividad principal y el 36% en otras labores.

Respecto de la jornada de trabajo, el 83% de los trabajadores tiene jornada ordinaria, el 8,7% jornada excepcional y el 7,1% jornada parcial. Estas últimas dos modalidades se concentran en las grandes empresas. Asimismo, 1 de cada 6 trabajadores trabaja el domingo, lo que representa el 17,6%. En el comercio, este porcentaje sube al 20,9% en el comercio y al 44% en hoteles y restoranes.


Fuente: DT Gob