Resultado 2014 del Barómetro Deloitte:
Satisfacción de ejecutivos chilenos con manejo de la economía cae a solo 17%
27.01.2015

La baja respecto de un año atrás fue muy brusca: en 2013, el 73,5% de los encuestados aprobaba la gestión económica local.  


Un fuerte deterioro de la percepción empresarial sobre la economía chilena muestra el Barómetro de Empresas Latinoamérica de Deloitte. Los resultados del estudio de 2014 para Chile tienen un marcado pesimismo en su comparación con las mismas respuestas entregadas el año anterior.

Durante 2013, el 73,5% de los ejecutivos encuestados se declaraba satisfecho con el manejo de la economía en Chile. En 2014, dicho porcentaje bajó abruptamente, hasta llegar a 16,9%.

En 2013, ninguno de los encuestados se encontraba “muy insatisfecho” con el manejo de la economía, mientras que en la versión 2014, esta opción llega al 27%. Algo similar sucede con la percepción del empeoramiento del país, que pasó de 1% a 30% en el período. Tras el cambio de gobierno y en una evaluación de los primeros siete meses de la nueva administración de la Presidenta Bachelet, el 83% de los ejecutivos chilenos encuestados considera que se han experimentado cambios negativos en materia económica. Además, más de la mitad de los empresarios contestó que el país se encuentra “estancado”.

Eugenia Marín, directora de Clients & Industries de Deloitte, explica que la incertidumbre fue un factor clave y que influyó en los resultados pesimistas de 2014. “Se juntan varios factores. Primero, la disminución de las perspectivas de crecimiento que se evidenciaron durante el año. Además, da la impresión de que existe falta de información y desconfianza, y que las reformas pueden afectar aún más un panorama económico que parece ser complejo”, explica.

En cuanto a la recientemente aprobada reforma tributaria, el 83% de los encuestados afirma sentirse insatisfecho o muy insatisfecho con la iniciativa. Incluso, a pesar de que ya han transcurrido algunos meses desde su aprobación, parece existir un alto desconocimiento de las nuevas reglas del juego. Solo el 38% de los ejecutivos asume tener un nivel alto o muy alto de conocimiento sobre ella.

Sin embargo, las otras iniciativas que impulsa el Gobierno tienen un mayor respaldo: 63% está de acuerdo con la reforma al sistema binominal y 61%, con la reforma a la educación. En el caso de la reforma laboral, el apoyo alcanza 41%, y con la reforma a la Constitución, solo 35% declara estar de acuerdo o muy de acuerdo.

Marín señala que en el sector empresarial hay conciencia de la necesidad de las reformas estructurales. “El problema es cómo se quieren implementar las reformas, todas al mismo tiempo, generando suspicacias en la efectividad real”, concluye.

Plazo

El trabajo de campo del Barómetro de la consultora Deloitte se hizo entre el 13 de octubre de 2014 y el 14 de noviembre de 2014. 

Mariana Penaforte 


Fuente: El Mercurio