Según balances de junio de 2014 e igual mes de 2013:
Principales retailers reducen en más de 10.000 su número de trabajadores
01.11.2014

Los descensos se deben a la desaceleración económica y a la búsqueda de eficiencias. Los datos del INE son aún más pronunciados. En el último trimestre móvil julio-septiembre, las pérdidas de puestos de trabajo en el sector superan las 40.000 plazas.  


La desaceleración económica no solo ha empujado a la baja las cifras de consumo a nivel nacional. El empleo del comercio también ha experimentado una merma considerable. Según los balances de los principales retailers del país, estas compañías han reducido en 10.509 sus puestos de trabajo en Chile entre junio de 2014 e igual período de 2013, sumando ahora 217.761 personas. Aún más, en el sector completo se han perdido en un año más de 40.230 puestos de trabajo en el último trimestre móvil julio-septiembre, asegura el INE.

“La pérdida de empleos está relacionada con la menor fuerza del consumo de los hogares. Hay un ajuste importante en el consumo, que está afectando directamente las ventas del comercio minorista”, explica el secretario general de la Cámara de Comercio de Santiago (CCS), Cristián García-Huidobro.

“La caída de los ocupados en el comercio obedece al proceso de desaceleración de la economía, afectado fuertemente por la contracción del consumo privado y la caída en la inversión”, dice la gerenta de Estudios de la Cámara Nacional de Comercio (CNC), Bernardita Silva.

Los datos se intensifican si se considera que las grandes compañías han seguido materializando aperturas. De hecho, han abierto -descontando SMU, que ha cerrado locales- más de 40 puntos de venta y sumado del orden de 180.000 metros cuadrados en Chile.

Fuentes de la industria explican que los retailers han debido eficientar sus procesos, lo que ha derivado necesariamente en desvinculaciones. A nivel país, la firma que más ha reducido su planilla es Cencosud, que si en junio de 2013 tenía 62.860 empleados en jornada completa, en 2014 aparece con un 5,5% menos; es decir, con 59.411. A comienzos de año, la compañía reconoció haber desvinculado a una parte de sus trabajadores por la necesidad de contener gastos.

Un desempeño similar se ha evidenciado en Falabella, que ha dejado de contar con 2.052 personas entre junio de este año y el anterior. En el período, en tanto, La Polar igualmente ha sacado a 608 y SMU a más de 6.000.

Altos ejecutivos del sector aseguran que en esta reducción también ha incidido el nuevo modelo de autoatención que han desarrollado los retailers y que consiste en reducir el número de vendedores, creando centros de cajas, lo que implica que el sector requiera de menos trabajadores.

De esta manera, solo Ripley, Hites y Walmart han mostrado un alza en sus planillas en Chile. En el caso de la multitienda de la familia Calderón, la expansión ha sido de 184 trabajadores en un año. Niegan así que el nuevo modelo de atención esté causando bajas en el empleo: “Más que una baja en los puestos de trabajo, lo que se produce es un alineamiento del personal con que cuenta la tienda, con los horarios y días en que más público tenemos”, aseguran. En Hites, el alza ha sido de 280, y en la principal supermercadista del país, de 2.031 colaboradores.

Malas proyecciones

En la industria proyectan que la cesantía seguirá creciendo. “El retail en el último trimestre móvil junio-agosto marcó una tasa de cesantía de 5,7%. Para este año esperamos terminar con una tasa superior al 6%, pese a que en el comercio suelen aumentar los trabajadores por cuenta propia (independientes) en períodos de desaceleración, lo que ayuda a que la cifra de desempleo no sea tan pronunciada”, estiman en la CNC.

Expectativas similares tienen en la CCS. “Estimamos que habrá un recorte de aproximadamente 50 mil plazas laborales en el segundo semestre de 2014 (en relación al segundo semestre de 2013), lo cual significa una caída promedio de 3% en el empleo en 12 meses”, prevén.

“La pérdida de empleos está relacionada con la pérdida de fuerza del consumo de los hogares. Hay un ajuste importante en el consumo, que está afectando directamente las ventas del comercio”.
CRISTIÁN GARCÍA-HUIDOBRO, Secretario general de la CCS

“La caída de los ocupados en el comercio obedece al proceso de desaceleración de la economía, afectado fuertemente por la contracción del consumo privado y la caída en la inversión”.
BERNARDITA SILVA, Gerenta de Estudios de la CNC

Contratación se elevaría temporalmente en Navidad

Pese al descenso que ha experimentado el empleo en el comercio, la víspera de Navidad podría contrarrestar temporalmente esa caída. Durante el último trimestre del año, los retailers elevan su dotación con trabajadores temporales que ayuden con la gran afluencia de público y la demanda que se genera en ese período. Por ejemplo, Ripley contrata más de 2.000 apoyos; mientras que en Falabella y Cencosud, el alza es de más de 3.000 personas. “Durante estos meses se produce un aumento relevante en la dotación transitoria producto de los apoyos de navidad”, confirman en Ripley.

María José Tapia B. 
Fuente: El Mercurio