Cuatro maneras de resaltar la experiencia laboral en el CV
08.07.2017

Considerado como un documento clave a la hora de buscar empleo, el Currículum Vitae (CV) es una herramienta que cumple la función de “carta de presentación” de un trabajador, pues permite a un headhunter o empleador formarse una opinión sobre la persona que está postulando a un cargo.


Asimismo, hay aspectos más relevantes que otros. Así lo señala Roberto Aichele, senior associate de la consultora IT Hunter, quien afirma que lo más importante en un CV se relaciona con la experiencia profesional que se posee poniendo acento tanto en el QUÉ se ha hecho y CÓMO se ha hecho.

Entre los elementos que Aichele asegura se deben considerar al momento de destacar y sacar a relucir en el CV se encuentran:

Usar palabras que indican acción: Lo ideal es incorporar verbos de acción para describir las funciones de los cargos que se han ocupado. Algunos ejemplos son gestionar, controlar, alcanzar, desarrollar, fortalecer, administrar, negociar, editar, comprar, lograr, dirigir, ejecutar, planificar, fusionar, procesar, generar, reducir, promover, supervisar, implementar, entre otros.

Agregar cifras y porcentajes: Según Aichele, no basta con referirse al “qué” se hizo en cada trabajo, sino que además es relevante hablar del “cómo” se realizó. Por ello, el experto recomienda incorporar al ítem de la “Experiencia Laboral” aquellos datos y cifras que refuercen y agreguen valor al desempeño alcanzado en cada posición ejercida. Por ejemplo, si se ocupó un puesto ejecutivo en el área comercial de una compañía, se debe agregar en la descripción los montos de las ventas gestionadas anualmente o el porcentaje en que aquellas se aumentaron gracias a la gestión efectuada.

Resaltar sus avances en el tiempo: Si la persona estuvo muchos años en un mismo puesto de trabajo, el experto de IT Hunter sugiere resaltar los logros obtenidos y las nuevas responsabilidades y tareas asumidas en dicho cargo. “Esto significa que el individuo debe indicar que en ese período no estuvo haciendo siempre lo mismo, sino que pudo evolucionar, asumiendo nuevos desafíos, aprendiendo nuevas tareas y ampliando sus funciones”, explica.

Poner el acento según el tipo de trabajo: Esto quiere decir que la persona no tiene que usar el mismo formato de CV para todos los empleos a los que postule, pues debe enfatizar sólo aquellos aspectos de su experiencia laboral que sean relevantes para cada caso. “Poner información irrelevante para un cargo no suma ni agrega. Por el contrario, distrae y quita tiempo a quien lee el Currículum Vitae”, sostiene el ejecutivo.


Fuente: Publimetro