Gobierno abre la billetera para contrarrestar frenazo: gasto total creció 5,2% en enero
03.03.2017

Según datos de la dirección de presupuestos, tras la fuerte desaceleración exhibida a fines del año pasado, el gasto público comenzó 2017 con fuerza en el primer mes del año. Análisis del BBVA detalla que en enero se ejecutó un 6,8% del gasto presupuestario, cifra similar al avance de 2014-2015 y por encima del 6,6% del año pasado, donde destaca el ritmo más rápido de ejecución de la inversión pública -por sobre lo ejecutado en los últimos cinco años- aunque alertan de que sigue sin resolverse el problema de la lenta ejecución de la inversión en Salud, que registró un avance de solo 0,6%.


Hacienda habría puesto la billetera en la mesa con tal de contrarestar el frenazo económico que vive el país.

De acuerdo a las cifras de la Dirección de Presupuestos (Dipres), el gasto fiscal total creció 5,2% en enero, lo que permitirá atenuar el efecto sobre el agregado de las débiles cifras de actividad privada que se vienen arrastrando desde fines de 2016, y que se verían aún mas afectadas con los incendios en la zona centro sur y la huelga de Minera Escondida.

De acuerdo al análisis del BBVA, “el gasto público comenzó 2017 con renovada fuerza”, y se descompone de un aumento de 5,1% en el gasto corriente y de un crecimiento de 5,8% en el gasto de capital. Destacan por su incidencia las Partidas de Subsidios y donaciones y Personal.

Desde el equipo de estudios del banco recalcan el incremento de 16,6% en el consumo de bienes y servicios, que tiene el mayor efecto directo en las cifras de actividad agregada y que “permitirá atenuar las débiles cifras de actividad privada observada a inicios de año”.

En cuanto a la ejecución del primer mes del año, se asemeja a la de 2014-2015 y, en el caso del gasto de capital, supera a la de los últimos cinco años, luego de que en enero se ejecutara un 6,8% del gasto presupuestario, por encima del 6,6% del año pasado.

Destaca en esta dimensión el ritmo más rápido de ejecución de la inversión pública -por sobre lo ejecutado en los últimos cinco años- aunque sigue sin resolverse el problema de la lenta ejecución de la inversión en Salud, que registró un avance de solo 0,6%.

Respecto al superávit efectivo, estaría en torno a promedios históricos para el mes, y una acumulación de activos en pesos determinada por la emisión de un bono local a inicios de año por $1.000.000 millones (US$ 1.500 millones).

Los Ingresos fiscales en tanto disminuyeron 12% a/a afectados por efectos puntuales, como los reintegros de capitales que ocurrieron en diciembre 2015 y fueron registrados en enero 2016 en las cuentas fiscales. Ese ingreso extraordinario no se repitió en enero de 2017, lo que explicaría la caída de 11,8% a/a en la recaudación no minera.

“Para completar el cóctel, en la minería privada se registraron devoluciones extraordinarias para un mes como enero, lo que hizo caer la recaudación por minería privada en 47,3% a/a”, señalaron desde el BBVA.


Fuente: El Mostrador