Un trabajador de sueldo promedio belga paga casi ocho veces más en impuestos que uno chileno
12.04.2017

Estudio OCDE detectó que los impuestos de las familias con hijos son menores que los de los solteros sin hijos en todos los países, menos en Chile y México.


Según un nuevo informe de la OCDE, los impuestos sobre los ingresos laborales para el trabajador promedio en la OCDE continuaron a la baja por tercer año consecutivo durante 2016, al bajar a 36% de los costos laborales. La disminución del año pasado sigue una tendencia plurianual, que revierte en parte los incrementos de la llamada cuña fiscal reportados en los años inmediatamente posteriores a la crisis económica mundial.

En los resultados del informe Taxing Wages 2017 (Impuestos al salario 2017) destacó, por ejemplo, que un trabajador de sueldo promedio en Bélgica paga casi ocho veces más de impuestos que un trabajar chileno medio.

La cuña fiscal se calcula para un conjunto de distintos tipos de familias y con diferentes niveles de ingresos.

La disminución en esta cuña fiscal promedio observada desde 2013 se explica en parte por las reformas efectuadas en algunos países para reducir los impuestos sobre los ingresos laborales. Por ejemplo, Bélgica y Austria tuvieron reducciones importantes en su cuña fiscal en 2016 a causa de las reformas a los impuestos laborales.

Aunque la cuña fiscal promedio de la OCDE disminuyó ligeramente en 2016 en comparación con 2015, la cuña fiscal de hecho se incrementó un poco en 20 países de la OCDE, mientras disminuía en otros 14. La mayoría de los cambios fueron impulsados por las modificaciones al impuesto sobre la renta de las personas físicas.

Taxing Wages 2017 también detecta que los impuestos de las familias con hijos son menores que los impuestos a trabajadores solteros sin hijos en todos los países, menos en dos (Chile y México), donde son iguales.

En 2016, la cuña fiscal promedio de la OCDE para las familias con hijos en la que sólo un cónyuge trabaja fue de 26,6%, casi diez puntos porcentuales menos que la cuña fiscal del trabajador soltero promedio. En promedio, en los países de la OCDE la diferencia entre las cuñas fiscales de las familias y de los trabajadores solteros aumentó ligeramente entre 2015 y 2016.

Conclusiones

Entre las principales deducciones del informe destacó que en los países de la OCDE, el promedio del impuesto sobre la renta a las personas físicas (ISRPF) y las cuotas a la seguridad social (CSS) sobre los ingresos laborales fue de 36% en 2016, una disminución de 0,07 puntos porcentuales con respecto 2015.

En tanto, el año pasado, las cuñas fiscales promedio más altas para trabajadores solteros sin hijos que percibían el salario nacional promedio fueron en Bélgica (54%), Alemania (49,4%), Hungría (48,2%) y Francia (48,1%), mientras las más bajas se presentaron en Chile (7%), Nueva Zelanda (17,9%) y México (20,1%). Asimismo, entre 2015 y 2016 la cuña fiscal se incrementó en 20 de 35 países, bajó en 14 y se mantuvo sin cambios en Chile. Los cambios al ISRPF fueron el principal factor que contribuyó a aumentar la cuña fiscal total en 16 de 20 países.


Fuente: Pulso